21 de diciembre de 2005

Llamado-a

Me quise matar. Cuando metí una mano en el morral para sacar las llaves, luego de que el remisero absoluto Mairal y Llach me dejaran demasiado amablemente en la esquina de mi casa, caí en la cuenta de que no tenía el ejemplar de El Pornógrafo que había comprado unas horas atrás. Si alguien lo tiene en su poder y quiere devolverlo a su dueño, puede dejar un mensaje en el mail que figura en el costado de la pantalla. Como rasgo distintivo del ejemplar, en la dedicatoria manuscrita figura mi apellido. Muchas gracias. aaa

5 comentarios:

SL dijo...

ya lo vendí por su peso en oro en una librería de la calle talcahuano. suerte hoy

la vida en pijamas dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
Estrella-Distante dijo...

Molina, hay que saber interepretar los golpes de suerte

Funes dijo...

Debe ser que alguien estaba interesado en la firma de Terra... aunque no vale tanto la firma pero dicen que sí el libro.
Habrá que leerlo, nomás.
Molina, cómprese otro, no sea tacaño.

Anónimo dijo...

Looking for information and found it at this great site... »