15 de agosto de 2005

María del Carril

María del Carril nació en Buenos Aires en 1976. Estudió Filosofía en la Universidad de Buenos Aires. En 2003, la editorial Libros del Zorzal publicó "Humus", su primer libro.

Clickeando aquí se puede leer El ateísmo de Roni, uno de los quince relatos cortos del volumen que fuera presentado de la siguiente manera por Ana Quiroga: "Hay en estos cuentos una mirada alejada de toda piedad y un humor sutil y descarado (…) Los ojos de María del Carril crean un universo que instala en nosotros una tibia sonrisa, menos duradera que la exquisita inquietud a la que nos conduce".

Con la publicación de este cuestionario, se inaugura lo que se proyecta como la primera sección fija de Unidad Funcional.


1- ¿Cuándo, cómo y por qué empezaste a escribir?

Empecé a escribir de muy chica. Escribía odas a las personas que me rodeaban, que eran grandes elogios barrocos. También escribía poesías de rima consonante, y mis "diarios íntimos".

2- ¿Qué leías en ese entonces y qué lees ahora?

En ese entonces, leía los libros que encontraba en nuestra casa en el campo, libros de aventuras de una colección española. Ahora leo distintas cosas. En este preciso momento, sólo leo a Simone Weil porque estoy preparando mi tesis de licenciatura en filosofía y tengo que resistir la tentación literaria.

3- ¿Lees a escritores de tu generación? ¿A cuáles?

De mi generación, argentinos, he leído a Gervasio Landívar, Ana Agote, Solange Camauër, Pedro Mairal.

4- ¿Cómo accediste a la publicación de tu primer libro?

Octavio Kulesz, de la editorial Libros del Zorzal, me ofreció publicar mis cuentos ahí.

5- ¿Cómo es la génesis de tus textos? ¿Tenés algún método sistemático de trabajo?

La génesis es impredecible. A veces un cuento surge de una palabra, de una sentencia, de un comentario, de una imagen, de una idea, de la variación de una idea, de un título. No tengo un método sistemático, escribo cuando estoy poseída por una idea y ganas de escribir.

6- ¿Escribís diariamente o por períodos? ¿En qué momento del día lo hacés?

Escribo por períodos, a veces de día y a veces de noche.

7- ¿Sirven los talleres literarios? En el caso de que creas que sirvan: ¿para qué?

Sí, creo que sirven. Sirven para que la escritura se convierta en una obligación, para tener lectores, para no ser condescendiente con uno mismo.

8- ¿Planeás una "carrera literaria" a largo plazo, o crees que eso no es del todo compatible con tu proyecto de vida?

No pienso en términos de una "carrera literaria". Siempre me gustó escribir, y voy a seguir escribiendo, a pesar mío.

9- ¿Disfrutás más del momento de la escritura o del de ver el texto terminado?

Disfruto del momento de la escritura, cuando estoy siendo llevada por las palabras, cuando descubro un lugar a donde ir, cuando encuentro las palabras para una idea.

10- ¿Qué consejo recibido (dentro o fuera del ámbito literario) recordás con más frecuencia?

Un consejo de Félix della Paolera: no escribir en los momentos de intensa emoción, sino después.

11- ¿Alguna vez, ante la pregunta "vos qué sos", respondiste "escritora"? ¿Por qué?

Por ahora no. Creo que porque no es un estado permanente, y porque me cuesta un poco definirme en un sustantivo.

12- ¿Por qué te dedicás a la literatura?

Porque me atraen los mundos imaginarios.

6 comentarios:

Molina dijo...

El Grupo Literario Alejandría invita a participar de la Noche de Cuentos, el martes 16 de agosto. El encuentro consistirá en la lectura de cuentos a cargo de sus autores. También se contará con la presencia del escritor invitado Carlos Gamerro.
Si te interesa participar leyendo, envianos tu cuento (no debe exceder las 4 o 5 carillas, aproximadamente unos diez minutos de lectura) y tus datos personales (nombre, teléfono y/o mail). alejandriagrupo@yahoo.com.ar
Si no escribís pero querés venir a escuchar, estás desde ya invitado.
El lugar es BARTOLOMEO, en Bartolomé Mitre 1525, capital federal.
El encuentro comienza a las 21 horas, y la entrada es libre y gratuita. Los encuentros se realizarán cada dos martes.

Anónimo dijo...

Where did you find it? Interesting read Chinese+lingerie Metal storage cabinets black Phentermine adipex bontril via usa rx Home made electronics kit pda Pharmacy online ca Wet pussy big toys Big screen tv cabinet Bifold door lock cabinet college football betting cisco as2511 pinout italy antique furniture Contact+lens+sales Cosmetic face lifting tape redirect trafic to inside cisco provigil New imperial chrysler Venlafaxine adverse and side effects Bra front-hook arthritis Discount tires for sale

Anónimo dijo...

Looking for information and found it at this great site... Rare wedding invitations ringtones ppc 6700 Stationery for aol users Javascript craps Family wedding invitations Free online courses of management Honda crf 110 acne medication Teen shemale transvestite wedding celebration invitations

Anónimo dijo...

Cool blog, interesting information... Keep it UP film editing schools

Anónimo dijo...

Looking for information and found it at this great site... 1995 mitsubishi eclipse Stores that sale proactiv solution Mcse&aposs Phoenix cosmetic dentistry tooth whitening system phoenix accounting degree online

dino vicente dijo...

María del Carril:

Hace poco, caminando por Lavalle, en una librería, encontré tu libro, Humus, y El Desgrabado de Claudio Weissfeld (lo ultimo es solo un dato), lo compre, lo leí, y me encanto, simplemente me encanto.
No quiero aburrirte, ni resumir las emociones que causaste en mi, con tus cuentos, personajes; las lagrimas que no derrame por estar en un bar, o por tímido. En fin, una belleza. Lo que quisiste provocar con tu obra, sinceramente, lo lograste.
Lo que si quiero contarte es el fin, al menos uno, que le di a tu libro.
Laban, amigo mío, tiene una perra: “Perdie”, dálmata, gorda, sucia, enferma, no para de dar lastima y el no para de lastimarla haciendo nada. Mis amigos y yo no paramos de atacarlo para que haga algo al respecto y el no hace mas que ignorarnos. Por momentos pensé que su infelicidad, la de Laban, la reflejaba provocando el estado deteriorado de Perdie. También creí que por su natural actitud de FÜHRER, lo único que buscaba, era tener una esclava. Yo, por mi cuenta quise hacer algo al respecto, pero como mis palabras no le llegaban, tal vez, supuse, que las de Perdie si lo harían. Entonces transcribí e imprimí “Reciprocidad”, lo puse en un sobre, el cual decía -para laban de Perdie. Fui hasta la casa, lo deje debajo de la puerta, lo vi a Belisario, o a Perdie, y me fui.
El nunca supo que fui yo, Perdie tampoco. El no cambio de parecer y ella cada vez es menos Perdie y más Belisario. Ella todavía no murió, y eso es lo más triste.

Mi nombre es Lucas Gálvez, tengo 22 años, vivo en temperley, soy músico, toco la guitarra y el piano, estudio cine en la escuela de medios audiovisuales y leo mejor de lo que escribo. Ni bien pueda empiezo a estudiar filosofía y letras.
Estos datos personales son para que seas consiente de a quienes llegan y apasionan tus botellas, o libros, es lo mismo.